18 dic. 2015

Rutinas para ir a dormir

Hace días que pienso en el tema de las rutinas para ir a dormir, y en como las hemos ido cambiando a lo largo de estos cinco años que hace ya que mi Alberto y yo nos convertimos en padres.

Desde el primer momento supimos que queríamos establecer unas pautas con nuestros hijos a la hora de ir a dormir, para así facilitarles el sueño y que supieran que la hora de marcharse con Morfeo había llegado.

Con Erik, desde las primeras semanas lo acostumbramos a que cuando le poníamos en su moisés, le poníamos cada noche un cd con canciones de cuna (uno muy bonito que nos regalaron con unos libros que compramos). Cada día el mismo cd, durante, si mal no recuerdo, casi los dos primeros años de vida.

El sistema funcionaba muy bien. Yo le daba su último biberón en una silla que tenía junto a su cuna, luego lo metía dentro, lo besaba y le ponía el cd. Rara vez lo escuchaba entero, pues en las primeras canciones el peque se solía quedar dormido!

Luego, sobre los dos años, el sistema empezó a fallar. El peque no se quería quedar en su cunita... así que introduje una variación: la canción.
 
Cada noche, tras su biberón, cogía a Erik en brazos y le mecía cantándole una canción. Luego lo metía en su cama, y ya se quedaba tranquilo.

En esta época quise probar el sistema de leerle un cuento... pero no acababa de funcionar... parecía que se activaba más y que no le relajaba. Así que lo descarté.

Con la llegada de Helia, el sistema volvió a cambiar. En cuanto a los 4 meses, Helia pasó a dormir en su cuna, compartiendo habitación con Erik, el sistema fue activar un carrusel musical que tenía Helia en su cuna, que proyectaba imágenes en el techo al son de la música, y con él, Erik se dormía y Helia.... en fin... Helia pasó dos años que no dormía... así que... en realidad daba igual el sistema!!

Más tarde, recuperamos un viejo sistema: la canción. Empezamos cantando canciones tradicionales, de las típicas de niños, que incluso Erik se las sabía. Casi siempre cantábamos las mismas: nou pometes, sol solet... Muchas veces con Erik en su cama y Helia en mis brazos berreando... porque... en fin... no dormía....

El año pasado, cuando Erik tenía ya 4 años y Helia dos, la canción "degeneró" y se convirtió en: la canción del día. Esto es una prueba diaria a mi creatividad!! Cada día les canto una canción que repasa los acontecimientos de ese día concreto. Normalmente elijo la tonadilla de una canción conocida, y la versiono - destrozo poniéndole una letra que explique lo que los niños han hecho ese día. Es una buena manera de repasar el día y de relajarse para dormir.

El problema? Los vecinos estarán hasta las napias de mis desafinadas y poco rimadas letras... Pero a mis hijos, de un modo extraño, les encanta!

Llevo ya mucho tiempo con esta tradición... y llegó un momento que sintiendo que no podía más... traté de cambiarla. Recuperé un libro de cuentos de esos en los que viene un cuento breve para cada día del año, y les propuse de contarles uno cada noche. El resultado?? Dijeron que sí, muy animados, y cuando acabé el cuento, me dijeron: y la canción??

De modo que ahora, primero les leo el cuento del día, y luego les canto la canción. Por último, mi hija ha añadido el tema de preguntarme que puede soñar esa noche.... así que al acabar la canción les doy ideas sobre lo que pueden soñar: hoy, tu soñarás que eres un explorador, y tu que eres una princesa futbolista (porque mi hija, mal que me pese, si el sueño no va de princesas... no lo quiere!).

Así, cada noche invertimos unos 15 minutos en desarrollar esta rutina, que les ayuda a acabar lentamente el día y a conciliar el sueño.

Y tu? tienes una rutina para llevar a los peques a la cama? Crees que es importante tenerla? Cuales has ido probando?

14 comentarios:

  1. Cómo te lo curras!!! Alucino con tu dedicación. Mis niños fueron somo... ummmm... Como Helia. Daba igual lo que hiciera que ellos no son de dormir snif snif

    ResponderEliminar
  2. Si, con Erik todo fue muy fácil y las rutinas nos ayudaron mucho. Helia...bien, ella vino para romper todos los esquemas que habíamos construído!
    Eso sí, desde más o menos los dos años las rutinas para ir a dormir nos han ido funcionando cada vez mejor con ella también. Y ahora, los dos se acuestan con su rutina y se duermen en seguida.
    Un abrazo y gracias por compartir tu experiencia!

    ResponderEliminar
  3. Las rutinas de sueño son importantes. Yo antes les leía un cuento y les cantaba una canción, siempre la misma. La canción despareció en algún momento, no recuerdo cuando. Pero el cuento no falta nunca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que las rutinas de sueño son fundamentales para lleva un orden. Puede que vayan cambiando con el tiempo, a veces consciente o inconscientemente dejamos de hacer alguna, o la sustituimos, pero el espíritu es siempre el mismo. Gracias por compartir tus rutinas Marian!

      Eliminar
  4. Nosotros tb tenemos rutinas de sueño, porque Rosquis es un niño poco dormilón.Teta, mecerle en brazos y una canción suelen servir. Yo creo que organizar rutinas con los peques es necesario 100%. Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que todas coincidimos en la importancia de las rutinas! Algunas más sencillas, otras más rebuscadas, pero todas efectivas y bonitas.
      Gracias por compartir las tuyas Sonia!

      Eliminar
  5. Jajaja!que risas me he pegado de imaginarte cantando lo que habeis hecho durante el dia... eres una santa!Que suerte tienen tus niños. Oye y que Helia te pregunte que puede soñar esa noche me parece de lo mas tierno.Ay! La maternidad... cuanto tengo que aprender!un besote!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo de la canción... es un cachondeo... a veces la verdad, no tengo ni pizca de ganas.... pero le acabo echando imaginación y "salero" y hago lo que puedo. El día que mi marido me grave y lo cuelgue por ahí... me muero!!!
      Ya nos contarás las tuyas!! En breve te veo con ellas!

      Eliminar
  6. Que importante es dormir asi que lo que se haga es poco verdad?besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí! Lo que sea con tal que duerman bien y descansen al máximo!

      Eliminar
  7. Hola. creo que la rutina es esencial para el momento de ir a la cama. Bañera, cena, cuento y apagar la luz... recuerdo que era algo así porque ahora mis mis hijas ya son un poco mayores. Acabo de descubrir tu blog y me gusta mucho la variedad de temas que tratas. En este momento tengo un blog dedicado a los jóvenes y Educación que te invito a visitarlo: http://cativodixital.blogspot.com.es/ . Si quieres seguimos en contacto. Yo ya me hice seguidora de tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Marta!! Encantada de que me hayas descubierto! Tu ya estás en otro momento en que mucho me temo que hay preocupaciones mayores que las rutinas de dormir, jejeje.
      Ahora me paso por tu blog y así lo descubro!
      Un saludo

      Eliminar
  8. De esta forma a los niños seguro que les resulta divertido irse a dormir, si les ofreces una canción, una cuento e ideas sobre las que soñar.

    Yo en el caso de mi niña de 3 años, aun sigo con la rutina de darle un biberón de leche en su cama antes de acostarse y mientras le acaricio la cabeza. Cuando acaba de beberlo, tiene una funda de almohada que le gusta coger para conciliar el sueño, además de coger a su peluche de Pocoyo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  9. Exacto! El ir a dormir se ha convertido en algo divertido, no en el fin de la diversión.
    Preciosa la rutina que tienes de acariciar la cabecita de tu peque mientras toma su bibe... Esos momentos no tienen precio.
    Un saludo y gracias por comentar!!

    ResponderEliminar