25 ene. 2017

Rogue One a los ojos de un niño (contiene spoilers)

Lo primero de todo... si no has visto Rogue One y tienes intención de verla... DETENTE! Esta entrada contiene spoilers... así que te aconsejo no leerla.

Dicho esto...hoy quería hacer una reflexión sobre como perciben los niños la realidad que nos rodea... y quería basar esta reflexión en como vivió mi hijo de seis años de edad, la película Rogue One.

Cuando la película se estrenó, mi marido y yo tuvimos claro que nos apetecería ir a verla al cine. El problema fue... que nuestros dos hijos lo tuvieron claro también. Ambos han visto TODAS las pelis de Star Wars y la perspectiva de ir al cine a ver "la nueva" les emocionaba muchísimo.

El problema? Que tienen 6 y 4 años... y dado que es una peli "para adultos" que ni mi marido ni yo habíamos visto antes... me preocupaba que no fuera "apta" o apropiada para sus sensibles mentes.
En Navidad, mi cuñado nos recomendó no llevar a los niños a verla, porque la peli era "muy dura". No dijo más... por no "destriparnos" nada (cosa que yo sí que voy a hacer más adelante... así que... si no quieres saber más de la peli y de su final... no sigas... no leas... sal de aquí!!!!).

Su comentario dejó huella en mí. Lo hablé con mi marido... lo hablamos con los niños... pero ellos seguían tozudos con querer ir a verla, y Alberto pensaba que ya estaban demasiado ilusionados con el tema como para defraudarles dejándoles en casa.

Yo seguía preocupada... tratando de imaginar que podía haber "de malo" o de "poco apto" en la peli.... pero no soy una persona muy imaginativa en este sentido... y sólo me daba por pensar en que se fuera a ver mucha sangre, o alguna escena "asquerosa" de como convertían a Anakin en Darth Vader.

Víctima de mis dudas acudí a una bloguera cuya opinión me merece mucho respeto (será por qué al igual que yo es licenciada en psicología???) y le consulté al respecto. No era otra que Bebé a Mordor (que si no la conoces, no dudes en visitar su blog) y con ella estuve hablando sobre el tema, transmitiéndole mis miedos. No me tranquilizó demasiado.

Ambas comentamos que era una lástima que el cine fuera tan caro, porque sino, podría haber ido yo a ver la película con mi marido, y haber decidido con conocimiento de causa sobre si nuestros hijos estaban preparados para ver la peli o no. Pero con los precios de hoy en día... como para pagar dos entradas de más!

Ella me aclaró que no había escenas "desagradables" del tipo que yo me imaginaba... pero que en sí, la película era bastante más dura que las anteriores.

Con el corazón algo encogido, tomamos la decisión de ir a verla en familia. Eso sí, al menor indicio de que los peques lo pasaban mal, tenían miedo, o cualquier cosa similar... saldría con el que fuera de la sala.

Lo que no esperaba es que mis hijos me dieran nuevamente una gran lección. Tanta preocupación por mi parte y hubo algo que no tuve en cuenta... y es que los niños no "ven" las cosas bajo la mirada adulta... ellos tienen una mirada propia, mágica, y dulcificadora. Con 4 y 6 años, mis hijos, son lo suficientemente pequeños como para ver lo que quieren ver.

Mi hija, estuvo algo distraída toda la película. Tenía el día "movido", se subía y bajaba del asiento... se giraba, me preguntaba cosas.... y llegué a pensar que no se había enterado de nada. Nada más lejos de la realidad! Al salir del cine, muy seria nos dijo: "Papá, no hay rebelión sin esperanza".

Nos dejó totalmente alucinados! Y en días posteriores nos fue soltando detalles de la película... que nos demostraron que había visto más de lo que pensábamos! Nuestra estrellita salió muy contenta del cine, y diciendo que la peli le había gustado mucho.

Pero el que más nos sorprendió fue mi hijo. Él estuvo muy atento a la película, apenas pestañeó y no se perdió detalle. Al salir estaba muy contento y verbalizaba que le había gustado mucho.

La peli, realmente es muy dura... porque básicamente muere hasta el apuntador! A diferencia de las típicas películas donde los buenos se salvan siempre, aunque sea de forma milagrosa.... aquí todos, absolutamente todos mueren. Los personajes principales y los secundarios.

Pero toda aquella destrucción parecía no haber afectado a nuestro pequeño. Mientras nos dirigíamos hacía el coche, y comentábamos escenas y detalles de la película, nuestro hijo nos soltó: "la escena donde se salvan el chico y la chica es muy bonita".

Mi marido y yo nos miramos y yo le pregunté: "la de la bonita puesta de sol"?

Y él, me contestó: "si... mientras se abrazan".

Se refería a una de las escenas finales de la película... donde se ve a Jyn Erso y a Cassian Andor, protagonistas del film. Yo vi otra cosa, mi marido también... tal vez tu viste la explosión de un planeta... y a dos personas abrazándose con resignación a la espera de su muerte inminente.

Pero mi hijo vio una hermosa puesta de sol en la playa con dos que se quieren abrazados.

Imagino que su mente infantil necesitaba mantener el orden correcto de las cosas, la máxima según la cual los malos mueren y los buenos viven... y lo consiguió. Vio lo que quería ver.

Y para nosotros así está bien. No vamos a quitarle su venda infantil y protectora de sus ojos. Le sonreímos y "aceptamos puesta de sol" como final alternativo.

Ya no sé lo que está preparado para ver y lo que no. Porque su lógica... la lógica de un niño es totalmente distinta a la mía. Y a veces lo que pienso que más podría afectarle... su mente sabia y protectora lo obvia y lo dulcifica hasta límites insospechados.

Y yo, juego a ponerme sus ojos y a ver la realidad como él me la muestra.




6 comentarios:

  1. La verdad es que los niños viven en una burbuja y es una maravilla. Me alegro de que finalmente pudieseis disfrutar todos de la película y todos la disfrutaseis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí! Viven en una burbuja mágica!
      La verdad es que fue genial poder disfrutar de la peli en familia!

      Eliminar
  2. Yo soy la fuerza, la fuerza está conmigo (o algo así). Es muy muy dura porque al final, como dices muere hasta el apuntador. Pero piensa que en la realidad hay gente que lucha por algo, y no siempre sale bien (vamos que no mueren). Para mi fué un reflejo de la realidad aunque la peli sea sci-fi. Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo! Resulta más real... este final.. que el típico en el que los buenos siempre se salvan! Y para un adulto... es un final más "enriquecedor" por decirlo de algún modo.
      Pero nuestro pequeño... necesitaba un final más "comercial" para poder digerirlo.
      Un abrazo!

      Eliminar
  3. ¡Qué genial! Los niños tienen esa maravillosa capacidad de ver lo que quieren ver. ¡Infancia, bendito tesoro!
    Me alegro de que la disfrutarais en familia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí!!! Nunca dejará de sorprenderme!
      Gracias por tu comentario! Un abrazo

      Eliminar