13 sept. 2017

Mis hijos no juegan con videojuegos

Pues eso, ya está... ya lo he dicho! Mis hijos no juegan a videojuegos, ni a consolas, ni en la tele, ni el móvil... ni nada de nada!

Habrá quien piense que somos raros... unos tiranos... que somos anti-videojuegos o algo así... pero nada más lejos de la realidad!

¿Qué ocurre entonces? ¿Por qué no juegan? 

Pues es más sencillo de lo que parece. No juegan... porque no quieren! Mis hijos tienen 4 y 7 años, y por el momento no han mostrado ningún interés en este tipo de artilugios tecnológicos. Nunca han pedido que comprásemos una consola o que instalásemos un juego... y nosotros no lo hemos hecho.

En casa no tenemos consolas de videojuegos, tan sólo una Nintendo DS de las primeras que salieron, con un par de juegos y que nunca usamos. No es que a mi marido y a mí no nos guste jugar... pero realmente, hemos dado prioridad a dedicar nuestro tiempo libre a otras cosas. Y como económicamente el horno no está para bollos... tampoco hemos comprado juegos ni ninguna consola más moderna y con más opciones de juego.

A mí me gusta dedicarle tiempo al blog, me gusta leer, y cuando puedo... me gusta salir a practicar nordic walking (afición que a causa de mi horario laboral tuve que abandonar y que estoy deseando retomar).

A mi marido le gusta practicar deporte, la lectura, y últimamente jugar al ajedrez (desde una aplicación por internet).

Y entre los peques, el trabajo, y esas aficiones... vamos llenando nuestro tiempo. 

Con los peques nos gusta hacer deporte, leer cuentos, jugar a juegos de mesa, hacer puzles, jugar con sus muñecas... Lo que ellos nos van pidiendo hacer! Y lo que nosotros tratamos de proponerles.

No sé si es porque en casa, no nos ven jugar a videojuegos, si porque en el colegio los otros niños tampoco suelen jugar a eso, o simplemente porque no les llaman la atención... pero no veo que ellos echen esta actividad mucho de menos.

En casa de los abuelos hay una Nintendo Wii, y cuando vamos mi hijo (7 años)siempre quiere jugar con sus primos. Disfruta, y se lo pasa genial! Pero nunca le ha dado por decir: ojalá tuviéramos una en casa, quiero una para mi cumple, o vamos a ver a los yayos que quiero jugar a la Wii.

Es más, si vamos a casa de los yayos y no están sus primos... ni la pide. Porque imagino que la tiene asociada a jugar con ellos... y si no están se tira al suelo con las barriguitas y los playmobil y se lo pasa de lujo con su hermana.

La verdad, si le comprásemos una... imagino que estaría encantado! Supongo que jugaría con ella y lo pasaría bien. Pero no veo porque he de crearle yo una necesidad que él no tiene. Ya le llegará! Seguro que no pasarán ni dos años, que vendrá un día a casa y nos pedirá una con insistencia. Y si podemos, la compraremos.

Pero no les he fomentado esta afición, supongo que por no tenerla yo demasiado arraigada.

No tengo nada en contra de los videojuegos. Pueden ser muy educativos, muchos niños aprenden vocabulario en inglés gracias a ellos, desarrollan agudeza visual, coordinación mano-ojo, reflejos, y un gran sinfín de capacidades y habilidades. 

En ciertas cosas, dejo que sean mis hijos los que marcan el ritmo, y yo les sigo. Recientemente mi hijo se ha interesado por la aplicación para jugar al ajedrez que usa su padre. Hace tiempo que le dio por jugar con nosotros a este juego de mesa, y cuando vio que su padre jugaba con un tablero virtual en el ordenador o en el teléfono... empezó a preguntar por ello. Y este fin de semana su padre le ha hecho un usuario para que pueda echar sus partidas. Supongo que acaba de dar su primera aproximación a el mundo de los video juegos! 

De momento se conecta un par de veces al día, con papi cerca por si le surge alguna duda. Le hemos desactivado el chat de la aplicación para que nadie pueda hablar con él y él tampoco pueda iniciar conversaciones. Poco a poco y tiempo al tiempo.

Veremos si eso aumenta su interés por ese universo. Y ¿tus hijos? ¿Se interesan por los videojuegos? ¿Juegan a ellos?




5 comentarios:

  1. Yo como amante de los videojuegos y en casa si que hay videoconsolas tengo que decir que lo que haces está muy bien. Yo me conozco bien este mundo y aunque parezca una tontería pueden crearles adicción, y si ellos no te lo piden para que dárselos. Yo estoy en contra de las videoconsolas a las que los niños se llevan horas y horas, cuando llegue el tiempod e que jueguen siempre hay que tener una prioridad y no dejar que el niño pase las horas muertas delante de la pantalla. Excelente post. Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy en día parece fundamental que los peques vayan con una tablet, consola.... o lo que sea debajo del brazo. Y no lo veo mal (si es en su justa medida, como tu indicas). Pero no hay que perder de vista que no todos los peques quieren jugar con estos dispositivos y eso tampoco es malo. El fin de semana pasado fuímos a casa de los primitos y mi hijo jugó por primera vez a "clas royale" (o como se diga). Lo pasó pipa y al llegar a casa pidió que lo instalasemos en la tablet...y así lo hicimos (total...es gratis). Sabes cuantas veces a jugado desde el sábado pasado que lo instalamos? Ninguna vez. La tablet está a su alcance... sabe que tiene el juego... pero prefiere hacer otras actividades.
      Un abrazo!

      Eliminar
    2. Seguramente si le hubieses prohibido jugar a Clash Royal (juego al que soy una gran viciada xD) se pondría terco y lo querría por fuerza de esta manera mira cuál ha sido su decisión. Que arte, tan pequeños y tan listos. Un besazo

      Eliminar
  2. Leí este post el mismo día que lo publicaste, pero sinceramente no comenté porque lo ví como un ataque o un zasca hacia el mío que había publicado ese mismo día, dos horas antes. Y te comento ahora que han pasado unos días y he pensado con calma. Seguramente no es un ataque, pero yo me lo he tomado así. Espero que podamos hablarlo. Tienes razón, si tus hijos no tienen esa necesidad para que crearla? En nuestra casa por ejemplo, siempre hemos sido muy de videojuegos. Mucho! horas incontables. Pero cuando llegó superboy pues lo aparcamos. Ahora mi hijo con casi 4 años, si que juega, ya lo sabrás. Por qué? él si lo pide. Porque nosotros llegamos a un punto en que nos apetecía mucho jugar. a pesar de hacer otras actividades, llega un momento en que echas de menos cosas que hacías antes. Y por qué no íbamos a volver? tampoco es nada malo no? Así que cuando nuestro hijo comenzó a pedir jugar a la consola, no queríamos decirle que no. Para eso estan los juegos adaptados a su edad. Ahora además de hacer todas esas actividades que a vosotros os gustan y a nosotros también (menos el ajedrez :P ) Pues los fines de semana jugamos algún ratito o ratitos, a la consola. Por diversas razones. Sobre todo cuando superboy está malo, o se le ve agotado y tiene que guardar reposo. Si se aburre en el sofá y no quiere hacer nada, si me pide la consola no se la puedo negar. La conclusión es: Si tus hijos no piden consola porque vosotros tampoco jugais, pues estupendo. Hay muchas otras cosas por hacer. A nosotros si nos gustan y es una actividad más en nuestra lista. Un beso y siento si he confundido la finalidad de tu post.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo primero decir que me sorprende mucho un comentario como este... y más viniendo de una persona a la que aprecio y con la que considero tener una relación lo bastante cercana como para hablar las cosas por otra vía que no sea un comentario publico en un post.
      Responderte que yo no escribo las publicaciones "al momento", siento comentar que normalmente las programo... las escribo el fin de semana anterior o cuando tengo tiempo. El día 12 empecé un curso que me ocupa todas las mañanas, y por lo tanto, cuando mi post apareció en internet... yo probablemente estaba en clase. Por tanto no leí tu post antes de publicar al mío. Lo leí después... y me gustó. Recomendabas unos videojuegos que me parecían interesantes y seguro divertidos.
      Mi post no lo escribí como una crítica o ataque a nadie (no suelo atracar a nadie... ni en mis posts ni de ninguna manera... no soy de atacar... la verdad) sino como una defensa. Defensa a las críticas que suelo recibir... porque mi hijo con 7 años no juega a videojuegos. No son críticas de las redes, sino de mi entorno (que es lo que motiva la mayoría de mis posts... mi día a día) y con intención de explicar mi realidad lo escribí. Mi realidad.... no la de la mayoría... y ni siquiera la que me gustaría tener. La que tengo.
      En mi post de hecho, explico que no estoy en contra de los videojuegos, e incluso enumero lo que pienso que tienen de positivo (que es mucho). Que no sea una "jugona" no quiere decir que no me gusten y los vea bien. En mi entorno tengo peques que con dos años juegan... y oye, son peques geniales que hacen otras muchas cosas también. Y tan felices!
      Veo lógico que si te gusta jugar... juegues! A mi me gusta el punto de cruz... y cuando puedo lo hago! Cada uno tiene unos hobbies. Si el vuestro es jugar... pues es genial! Como no! Y tal vez ( o tal vez no) eso ha influido en que a tu hijo también le llame la atención y le guste. Como al mío le influye ver a su padre practicar atletismo. Es genial que compartas tu afición con tu hijo. Yo, personalmente, no veo nada más bonito que eso.
      En mi post, no criticaba eso... en ningún momento.
      Sólo trataba de defender que los peques que no juegan a videojuegos, no son raros... y que no necesariamente es porque los padres lo prohibamos o no nos guste. No había más.
      Es como montar en bicicleta... si a mi hija no le gusta... porque le he de comprar una u obligarla a aprender? Porque a la mayoría de niños les gusta? Si a ella no... la he de obligar? La reflexión era esta.
      Espero habértelo aclarado, de todos modos, te llamaré por teléfono para hablarlo, porque teniendo la relación que tenemos, pienso que es el canal apropiado para hablar con total confianza.
      Un abrazo

      Eliminar